Inicio >> Noticias >> Pacto Público Contra el Racismo en el Fútbol Peruano inició acciones en el partido entre UTC y Alianza Lima

Pacto Público Contra el Racismo en el Fútbol Peruano inició acciones en el partido entre UTC y Alianza Lima

El racismo en el fútbol peruano ha sido –y en algunos casos en los últimos años- el recurso empleado por parte de la afición para atacar al rival en el terreno de juego. Argumentando que en el fútbol todo vale para lograr el triunfo, la afición busca desconcentrar al rival a través de este tipo de insultos y, ciertamente, lo logra: la animalización, la humillación y la mella en su dignidad hacen que los futbolistas agraviados –principalmente afrodescendientes- no solo se desconcentren, sino que sufran de manera directa el desprecio de una sociedad que los condena por su color de piel.

Se dio tantas veces en nuestros estadios de fútbol que llegó a ser “normal”, algo a lo que no había que prestarle atención porque “es parte del folklore”, pero bastó una queja en Twitter para que, en el Perú, el tema se incorpore en la agenda de los medios de comunicación y, por extensión, de la opinión pública.

Ocurrió en febrero de 2013, se dio en Cajamarca, en el estadio Héroes de San Ramón, en el partido entre UTC y Alianza Lima. El entonces futbolista afroperuano del equipo limeño, Edgar Villamarín, hizo público su fastidio por las manifestaciones racistas de la que fue víctima por parte de la afición cajamarquina. Los repetitivos sonidos “uh uh uh”, que recuerdan a un primate, colmaron la paciencia de un futbolista que, sin ninguna duda, fue víctima de estas manifestaciones en otros escenarios.

La queja pública tomó cuerpo de denuncia gracias al “rebote” que le dio los medios de comunicación e hizo que la Federación Peruana de Fútbol (FPF) le remitiera un oficio a la Asociación Deportiva de Fútbol Profesional (ADFP), encargada de la organización del campeonato local,  para que incluya en sus bases sanciones por racismo y discriminación.

En estos cuatro años y medio transcurridos desde que el hecho se produjo, el Ministerio de Cultura, ente rector en materia de lucha contra la discriminación étnica-racial, ha dado importantes pasos para enfrentar esta problemática. Ese mismo 2013 se lanzó la campaña ‘Ponte Alerta Contra el Racismo en el Fútbol’, que llevó información y mensajes contundentes contra el racismo en nuestro fútbol.

La campaña se replicó el 2014 y el 2016 se publicó el cuaderno de trabajo “Casos de racismo en el fútbol peruano (2013-2015)”, que profundiza en la problemática y en el rol que juegan los medios de comunicación y las instituciones del mundo del fútbol ante su manifestación.

Con esta información se vio la necesidad de profundizar en la lucha contra el racismo en los estadios y, por ello, el 2017 se firmó el Pacto Público Contra el Racismo en el Fútbol Peruano, que encabeza el Ministerio de Cultura y que cuenta con el total compromiso de la FPF, la ADFP (y sus respectivas comisiones de justicia), el Instituto Peruano del Deporte (IPD), la Agremiación de Futbolistas, la Asociación Profesional de Árbitros de Fútbol y los dieciséis clubes de primera división.

El Pacto Público tiene una serie de aristas que incluye capacitaciones, activaciones en los estadios, generación de contenidos en torno a la problemática y otras acciones que ayuden a generar información pertinente para poder enfrentar con mejores herramientas al racismo y la discriminación.

Cajamarca, ciudad protagonista

Como parte de las acciones a realizar, el domingo 2 de julio, el Ministerio de Cultura estuvo presente en el partido entre UTC y Alianza Lima, en el mismo estadio y ciudad donde hace cuatro años y medio se dio el primer caso mediático de racismo en nuestro fútbol y que alertó sobre dicha problemática.

La disposición de los suscriptores del Pacto Público fue total. Tanto la ADFP como el IPD y los dos clubes estuvieron dispuestos a la realización de la activación, que resultó de la mejor manera. Fueron más de cuatro mil personas las que asistieron al estadio y que le sacaron tarjeta roja al racismo.

El Ministerio de Cultura estuvo representado por el viceministro de Interculturalidad, Alfredo Luna, y la Directora de la Dirección Desconcentrada de Cultura de Cajamarca (DDC Cajamarca), Carla Díaz. Asimismo, un equipo de la DDC Cajamarca colaboró de manera activa para que la activación sea un éxito.

Esta es la primera intervención, que se da en el marco del Pacto Público Contra el Racismo en el Fútbol Peruano, y continuará con activaciones en otros estadios del país y el desarrollo de diversas actividades, las cuales iremos informando para cumplir nuestro objetivo: visibilizar la problemática del racismo y la discriminación étnica-racial en este deporte y generar mecanismos de prevención, monitoreo y sanción ante estos hechos.

El dato

El Pacto Público Contra el Racismo en el Fútbol Peruano se da en el marco de la Intervención Nacional Contra el Racismo, el cual busca enfrentar desde distintos frentes al racismo y la discriminación étnica-racial, cuyas consecuencias sufrimos día a día en nuestro país.